sábado, 15 de enero de 2011

La hora del té



Y llego la tan esperada hora del té, ya era hora; hacia años que no teníamos nuestra pequeña tradición pero tu te fuiste a París y yo me quede en Oxford estudiando como una chica buena, como todos esperaban.
Pero me cansé, hasta la chica más aplicada de todas se cansa de su vida si se siente sola, y así es como yo me sentía sola ante el peligro.

Así que me dio igual todo lo que dijeron, yo cogí ese avión hacia París y aquí estoy, con ganas de volverte a ver. Han pasado varios años, pero los hemos sabido llevar bastante bien.
Y por fin entras a la tetería, llevaba un rato esperando, bueno eso no es del todo cierto ya que estaba leyendo, como siempre suelo hacer en mis ratos libres.
Pero en ese momento se me cayó el alma a los pies, entraste con una chica de la mano.
-Mireia, ¡Cuanto tiempo!-exclamó él.
-Es cierto, me alegro de haber venido a verte-digo mirando a la chica.
-Esta es Chanel-me dice Diego como si nada.
-Diego me ha hablado mucho de ti-dice ella con un acento francés y una gran sonrisa.
-Veo que no has perdido el tiempo.
-Mireia, hace cinco años que no nos vemos; ya era hora de rehacer nuestras vidas.
-Eso no es cierto, tu has rehecho tu vida olvidandote de mi, de tus promesas y sin ni siquiera importarte lo que sentía, has dejado que tuviese esperanzas hasta el último momento como una tonta.
-Lo siento- dice el abochornado, sabe perfectamente que tengo razón.
-Sabias que te quería y te dio igual-dije recogiendo las cosas-pero no importa, estoy acostumbrada, pero sabes que, ¡ a la mierda contigo!

Y me fui de aquella cafetería, la cual nunca volví a pisar aunque desde aquello tampoco volví a París y supongo que el té se volvió amargo, por ahora me conformaría con tenerme a mi misma y una buena taza de café. Y nunca olvidaría las vueltas que puede dar la vida.

¿Que tal pequeños Dreamers? espero que muy bien, se que me he ausentado pero bueno ya ha comenzado la rutina y no podré postear con tanta frecuencia, espero por lo menos hacerlo una vez por semana, ya que en  este trimestre me tengo que centrar y espero llevarlo al día, espero que lo entendáis.
Un besito enorme, que descanses; nos vemos la próxima semana-
Se os quiere.

3 comentarios:

MBree dijo...

´Menudo gilipollas ¡me han dado ganas de pegarle!

Todos hemos vuelto a la rutina, desgraciadamente. Un beso ! (:

Ylenia dijo...

Ya echaba muchísimo de menos tus textos!

Y debo de decir, que yo no volvería jamás a la cafetería donde sé que me humilló por unos segundos, pero que para una misma puede ser una eternidad.
¡Qué tengas mucha suerte en clases, guapa!
Un besazo grande NoNii.

Duna Loves dijo...

sí que le tocó amargo el té a la pobre... :)